QUEDADA MARZO 2020. POR LA SIERRA DE PORRONES.

Share on facebook
Share on google
Share on twitter
Share on linkedin

Día soleado y temperatura agradable es lo que nos esperaba a los compañeros y compañeras que se dieron cita en la quedada programada para este mes de marzo de 2020.

El punto de encuentro fue el parking ubicado en la barrera de acceso a la Pedriza. La hora, las 8.45. Tras los saludos propios del encuentro, a falta de lugar donde tomar un café previo, alli que salimos una quincena de corredores dispuestos a disfrutar del día.

La ruta comienza por pista muy corrible, picando hacia arriba hasta llegar a la ermita del Boalo que nos sirve para ir calentando las piernas y para poner a cada uno en su sitio, comprobando como vamos de fuerzas y esas cosas. Algunos resoplidos ya se oyen. Nos reagrupamos en la Ermita y nos hacemos la foto de rigor.

Comenzamos la subida hacia las clavijas por ruta que para muchos es desconocida y que sorprende por lo empinado y la profundidad de las vistas que van mejorando según va ganándose altura. Los cortavientos y prendas de abrigo empiezan a sobrar y el sudor aparece en la frente. Es subida empinada y eso se nota en el esfuerzo. Muchos tramos requieren el uso de nuestros brazos para sortear los obstáculos en forma de piedra que aparecen en la ruta.

Arriba esperan las clavijas. Tramo corto pero disfruton. Alguno/a lo pasa hasta mal (no diremos nombres). Es lo que tiene el tener mucho vertigo. Pero no hay incidentes y el tramo lo salvamos como buenos corremontes que somos.

Llegados a arriba, ya la ruta se vuelve más corrible (ejem, ejem, … ). Avanzamos hasta llegar a un rincón con historia de esta nuestra Sierra de los Porrones Se trata de la Cruz del Merlo, o del Mirlo, o algo así. La historia de esta cruz, … bueno, a ver, va de una princesa que es secuestrada … y bueno, que el resto ya buscáis la historia por internet que ahí lo tenéis todo, jeje.

Proseguimos la ruta, por todo el cordal, con unas vistas impresionantes de toda la sierra madrileña, … El grupo de los fuertes se adelanta, los menos entrenados, nos rezagamos. Y cuando llegamos al desvío en donde se termina la subida y ya toca todo bajada, se da pistoletazo de salida para que cada uno baje a su ritmo. El terreno es un poco técnico y cada cual es dueño de sus zancadas, de donde pone el pie y del ritmo que quiere imponer a sus piernas. Asi, llegamos de nuevo al parking donde iniciabamos esta ruta y damos por finalizada esta nueva quedada del TRAILXTREM TEAM.

El resto de fotografías de la ruta las puedes encontrar en el siguiente enlace:

La siguiente cita, para quien quiera, será dentro de dos fines de semana, porque habrá un test de zapatillas, por si alguno estuviera interesado. Pero de esto ya daremos en breve noticias. !Estad atentos!

!!Nos vemos!!

Interacciones con los lectores

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *